Inicio > Uncategorized > El Superior Tribunal de Río Negro dejó firme la resolución del juez Lozada que autorizó un aborto. Fallo completo

El Superior Tribunal de Río Negro dejó firme la resolución del juez Lozada que autorizó un aborto. Fallo completo

El Superior Tribunal de Justicia de Río Negro fijó su postura en el caso de la autorización para practicar abortos no punibles contemplados en el artículo 86, inciso 2 del Código Penal.

Lo hizo al dejar firme la resolución del juez Martín Lozada, quien autorizó la interrupción del embarazo de una adolescente abusada sexualmente en Bariloche (ver aquí).

Esa resolución de Lozada había sido revocada por la Cámara Criminal Primera, que dictó su fallo luego de que el aborto había sido practicado.

Aunque no tenía efectos prácticos, lo hizo con el objetivo de “evitar que en el futuro se produzcan situaciones semejantes… permitir que se instale la opinión del A-quo (por Lozada) sería ni más ni menos que legalizar encubiertamente el aborto”.

El fallo del STJ, con el primer voto de Víctor Sodero Nievas y la adhesión con argumentos propios de Alberto Balladini, merece una lectura completa y por eso lo incluyo al final del post en formato word para descargar.

Aquí rescato algunos párrafos:

Encuentro en el caso para el Superior Tribunal el interés en desarrollar o exponer su doctrina legal uniformadora -función de nomofilaquia- en temáticas donde aparecen involucradas y puestas en confrontación garantías constitucionales referidas a diversos bienes jurídicos del Código Penal: el de la vida o salud de las personas, el de la libertad, etc”.

“Son el Estado Constitucional de Derecho y las recomendaciones y observaciones de los organismos internacionales de derechos humanos los que hacen necesario adoptar una interpretación amplia en cuanto a los casos de embarazo como resultado de una violación, cuya interrupción se autoriza”.

El Estado Parte debe modificar su legislación de forma que la misma ayude efectivamente a las mujeres a evitar embarazos no deseados y que éstas no tengan que recurrir a abortos clandestinos que podrían poner en peligro sus vidas. El Estado debe igualmente adoptar medidas para la capacitación de jueces y personal de salud sobre el alcance del artículo 86 del Código Penal”.

“La protección es para todo supuesto de violación, aun con una prolongación extensa en el tiempo -como en el sub exámine-, para toda mujer, sin la absurda restricción de que deba ser idiota o demente, en la medida en que se actúe contra su libertad sexual, es decir, sin la posibilidad de consentir”.

“Aun cuando hubiese leyes que prohibieran o restringieran en sus alcances la interrupción del embarazo proveniente de una violación, estas serían injustas y contrarias al bloque de constitucionalidad, por ser opuestas a la dignidad humana y a los derechos que resultan de esa dignidad. La interpretación estricta debe ajustarse a la regla de extensión de los derechos humanos”.

“Nadie puede concebir válidamente sin consentimiento de la otra parte y el hijo por nacer tiene derecho a tener una familia, a conformarla, a tener un padre, que no podría ser uno que actuara por la fuerza”.

“En cuanto a que el embarazo sea la consecuencia de la violación, el requisito debe ser estimado en términos de probabilidad y no de certeza”.

Por su parte Alberto Balladini expresó:

Debe hacerse lugar al recurso de casación, pues -en efecto- la nulidad declarada por la Cámara en lo Criminal responde a un ritualismo inútil, toda vez que -en una evidente contradicción- primero advierte acerca del carácter abstracto del planteo. Por lo tanto, se trata de una nulidad por la nulidad misma o en el solo beneficio de la ley y se opone así a la doctrina legal de este Cuerpo acerca del principio de trascendencia que rige a todo eventual incumplimiento formal”.

“Asimismo, la prueba producida en el incidente tenía suficiente fuerza representativa para determinar -con el mayor alcance exigible- que la menor padecía un abuso sexual crónico intrafamiliar, incluso de larga data, y que no había indicios de una denuncia falaz o mentirosa. También era razonado suponer que el embarazo provenía de tal abuso sexual reiterado en el tiempo.

“La prueba de ADN posterior no enerva lo actuado por el Juez de Instrucción en tanto: i) aunque parezca un argumento redundante, era efectivamente posterior y la actividad del magistrado debe ser analizada según la prueba producida al momento de decidir, la que proporcionaba razón suficiente a la hipótesis de un abuso sexual crónico; ii) la prueba era inadecuada para el incidente y útil para determinar la autoría en la violación, pues la muestra necesaria solo se puede obtener de los restos obtenidos luego de la interrupción del embarazo o luego del nacimiento, con lo que no podía utilizarse para dilucidar la petición”.

Un detalle más, no menos importante por mencionarlo en último término. Como suele suceder, la víctima parece la gran ausente en el proceso penal. La defensora oficial planteó que:

La decisión de la Cámara en lo Criminal ocasiona un grave perjuicio a su asistida, que sigue sufriendo las consecuencias de la judicialización y la publicidad de su caso, cuando las cuestiones contempladas por el art. 86 del Código Penal no necesitan ser sometidas a decisión jurisdiccional”.

También recomiendo releer la nota que en su momento escribió mi colega Andrea Diez, aquí.

El fallo completo, aquí:

FALLO COMPLETO

Share

About these ads
  1. lucecita
    15 mayo 2011 11:02 en 11:02

    Una congruencia necesaria la confirmación del fallo de Lozada. De una buena vez, señores integrantes del género MASCULINO, comiencen a utilizar la empatía y piensen en lo que pasa por el cuerpo de una Mujer, por su psiquis, y en aras de una respeto integral de la MUJER como individuo, empiecen a dejar de lado su mirada machista, prejuiciosa, y dejar de cargar sobre los hombros del género femenino todos los males de esta sociedad perniciosa.-

  2. maria elisa
    15 mayo 2011 12:27 en 12:27

    aunque es importante la empatia…lo que digo es por ya es hora de que jueces/as ESTUDIEN, sobre la perspectiva de genero, que les aclaro de que se estudia y que es transversal a cualquier decision que deban tomar, porque parece que la cuestion de genero solo es hablar en femenino o masculino y que la mayoria de los/as funcionarios/as, piensan que es un tema menor, la justicia cumple un rol importante en la resolucion de muchos casos que atañan a las mujeres, tb quiero aclarar que el estado argentino ha sido sancionado por una sentencia en la que no se autorizo el aborto a una niña de la plata, el dr lozada mas alla de la empatia que pueda tener en su accionar, es experto en derechos humanos, ha estudiado…por lo tanto, sus sentencias reflejan estos conocimientos, lo que se les esta exigiendo a funcionarios/as es que dejen su ignoracia, y estudien lo que es su deber, porque esa ignoracia trae aparejado profundos sufrimientos

  3. desinformado
    17 mayo 2011 21:11 en 21:11

    coincido con el fallo de Lozada, lo que sí no se puede ser tan cerrado. Es un tema tan polémico como opinable, tan debatido está el asunto que pese a opinar igual que Lozada, no me atrevería a tildar de ignorante al que piensa distinto y resuelve en consecuencia.

  1. No trackbacks yet.

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.

Únete a otros 1.176 seguidores

A %d blogueros les gusta esto: