Inicio > Uncategorized > Baja en la edad de imputabilidad y genocidio: nada se hizo a nuestras espaldas

Baja en la edad de imputabilidad y genocidio: nada se hizo a nuestras espaldas

Entre mis desordenadas lecturas del verano figuró un trabajo de Hans Schulz, antropólogo de la Universidad de Buenos Aires, sobre el caso de Erich Priebke. Se titula “Orden alterado: Bariloche y el mundo moralmente invertido del nacionalsocialismo”, y está incluido en “Historia social y política del delito en la Patagonia”, compilación de Gabriel Rafart.

En la introducción, Schulz dice: “aunque parezca una insensatez, también la guerra y el genocidio se llevaron a cabo bajo el imperio de las leyes, dándole legitimidad a los ojos de los ingenuos, tranquilidad a los cómplices y desvelo a los sobrevivientes”.

“En base a la nueva ‘cosmovisión popular’ y a la voluntad del Fürher, el derecho romano se comenzó a manipular bajo los dictados del nuevo ‘derecho del pueblo’. Los historiadores alemanes llaman a esta etapa ‘la hora más oscura de los juristas alemanes’ y su sombra cubre todos los estamentos del enorme aparato judicial del régimen”.

“El corazón de esta ‘revolución del pueblo’ –sigue Schulz- fue el proceso de desjudaización (Entjudung) de la comunidad del pueblo alemán, que se llevó a cabo bajo el imperio de una serie de nuevas leyes que paulatinamente fueron discriminando a los judíos, apartándolos legalmente del resto de la sociedad. Fue un proceso complejo que afectó a toda la sociedad alemana y ningún protagonista de aquellos años puede afirmar que esto sucedió a sus espaldas”.

“La maquinaria del crimen no pudo funcionar sin verdugos voluntarios, pero tampoco sin el desmantelamiento paulatino, previo a la guerra, del aparato jurídico que protegía a las futuras víctimas”.

Mientras leía sonaba de fondo el hit del verano 2011 (todos los enero hay un tema que se instala desmesuradamente en los medios para mantener ocupados a los periodistas que no se toman vacaciones, y preocupadas a las audiencias). Esta temporada volvió a ponerse de moda la polémica por la edad a la que se podría mandar a los adolescentes a la cárcel. Hasta la presidenta habló del asunto.

Con el debate sobre la edad de imputabilidad instalado me pregunté si no se están creando las mismas condiciones previas al genocidio mencionadas por Schulz.

Estuve a punto de convencerme de que era una exageración de mi parte. Pero entonces recordé una clase magistral que E. R. Zaffaroni dio en Neuquén en abril de 2008 (publicada en el blog en su momento), y ya no me pareció un disparate.

En este post les dejo la charla completa. Está dividida en siete capítulos porque YouTube pone límite a la duración de los videos.

Rescaté algunas frases, sólo para despertar su interés por ver la exposición entera.

Dice Zaffaroni: “Hay una construcción de la realidad, se selecciona comunicar todos los crímenes que se cometen en una sociedad las 24 horas del día y no se comunican otros fenómenos aunque provoquen más muertes”.

“Hoy es esta comunicación altamente tecnificada la que ejerce censura sobre los políticos (…) El político que se para frente a esa publicidad vindicativa es barrido (…) Entonces empiezan a actuar algunos inescrupulosos por oportunismo, otro muy medrosos por temor (…) Frente a la coyuntura, responden con un mensaje. Como la revolución es comunicacional, todos son mensajes. Ahora no mandan un telegrama, el mensaje es una ley penal que reforma el Código”.

La construcción de la realidad tiene que poco que ver con la realidad. En nuestro país el mayor número de muertos se produce por tránsito o por suicidios o por violencia intrafamiliar. Es decir que de lo primero que tenemos que cuidarnos es de cruzar la calle, de nosotros mismos, o de nuestros parientes. Después tenemos que cuidarnos de nuestros conocidos porque el mayor numero de homicidios que sigue es entre personas que se conocen. Y después sí del ladrón de la calle, pero viene bastante más atrás”.

“No es la primera vez que se inventan enemigos. Llevamos 800 años de derecho penal inventando enemigos”.

“Jamás la criminología se ocupó del más grave de los delitos: el genocidio. ¿Por qué? Porque responde a una dinámica: elegimos el enemigo, lo erigimos en la única fuente de peligro, tratamos de que toda la violencia difusa de la sociedad se le pueda atribuir, lo aniquilamos, y se restablece la paz”.

“Cada fabricación de enemigos en la historia ha conducido a matanzas. ¿Quién llevó a cabo los genocidios? Las agencias del sistema penal”.

“Cuando el sistema penal no tiene capacidad para canalizar la venganza, se sale de su cauce, pierde su dimensión y se convierte en agente del genocidio”.

“Cada vez que vemos que el poder punitivo se orienta hacia un enemigo estamos manejando un poder que potencialmente es genocida”.

La construcción de cada enemigo va precedida de un discurso, que tiene una característica de legitimación, de neutralización de valores”.

“Si nada interrumpe el proceso de selección de un enemigo, eso invariablemente termina en matanza”.

“Desmontar estas tendencias al estado penal es urgente”.

Vuelvo a citar a Schulz: ninguno podrá decir que esto se hizo a nuestras espaldas.

Share

Anuncios
  1. 27 enero 2011 0:19 en 0:19

    Les recomiendo que vean este video en donde explican que los crimenes de niños o del que fueron victimas en algunos casos fueron realizados por efecto de drogas suministradas por la psiquiatria debido a su hiperactividad. Las drogas a los niños sin recursos se las suministras en las calles y a los que tienen familias pudientes mediantes los mismo doctores. Antes de reprimir a los menores porque no nos fijamos de donde viene la violencia, la corrupcion de los medicamentos en todo el mundo de productos como Ritalin, Prozac, Paxil etc.. y aqui en argentina ademas estos son adulterados con la complicitad de toda la sociedad, ayer salia la noticia que Zanola de los bancarios pedia la excarcelacion por la causa de la mafia de los medicamentos. Les recomiendo ademas ver los videos o el libro del Dr. Johon Rengen Virapen o la Dra. Gwen Olsen sobre la Mafia de los medicamentos.
    Bajar la inimputabilidad hoy es una barbaridad, lo que debemos empezar a hacer es señalar, difundir, denunciar (aunque la politica y la justicia sean complices) etc… crear conciencia. Por todo esto estoy en contra de bajar la edad de la imputabilidad de los menores. Y coincido con la nota y la comparación de la sociedad nazi. Porque estamos matando a la juventud para que no proteste, antes venian los militares y los llevaban ahora le dan drogas recetadas y como si fuera poco ahora los quieren encerrar de por vida. Necesitan una sociedad docil para dominarnos como lo vienen haciendo durante decadas mediante la economia y las dictaduras.

  2. 2 febrero 2011 1:24 en 1:24

    La murga de mojigata expresa con humor el intento de imponer la imputabilidad de los menores o niños?

  1. No trackbacks yet.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: