Inicio > Uncategorized > Una obra a las mil y quinientas: otra postergación en el plazo de entrega de la Ciudad Judicial

Una obra a las mil y quinientas: otra postergación en el plazo de entrega de la Ciudad Judicial

Escribí esta nota para el diario, aquí incluye enlaces e información adicional que puede resultar de interés.

La Ciudad Judicial tampoco será inaugurada este año. Debido a demoras en los pagos la empresa constructora pidió 120 días más de plazo, el Tribunal Superior de Justicia se los concedió, y como nueva fecha para culminar los trabajos se fijó el 30 de abril de 2010. Si se cumple, la ejecución de la obra habrá demandado 1.521 días y en la licitación se habían fijado 700.

El gigante que se construye al lado de otra obra faraónica, la Legislatura provincial, fue concebida en épocas de Jorge Sobisch. La primera etapa contempla 14.500 metros cuadrados, y el total tendrá 35.000. Su costo inicial, estimado en 90 millones de pesos, se disparó: este año el presupuesto judicial le tiene destinados 107.500.000 pesos de un fideicomiso sólo como pago parcial. Hubo denuncias de sobreprecios y se abrió una investigación de oficio cuyos resultados, si los obtuvo, jamás se difundieron.

Junto con los costos se estiró el plazo de ejecución. Fijado en 700 días corridos por el pliego licitatorio, y en 900 por el contrato una vez firmado, la empresa Riva solicitó prórroga en su ejecución. La semana pasada, mediante acuerdo de vocales (punto 7), el TSJ se lo concedió.

Según un informe del administrador general del Poder Judicial, en este momento trabajan en el edificio ubicado en calle Leloir 43 operarios, a quienes se suman un administrativo, un técnico en seguridad e higiene, dos capataces y tres ingenieros de la empresa.

Están colocando carpintería exteriores, paneles de doble vidriado, pisos, zócalos y cerámicos en varios sectores.

El 19 de enero pasado, según se supo ahora en forma oficial, la empresa Riva presentó una nota en la que solicitó más plazo para terminar la obra. Aludió a:

la demora administrativa que operó para la regularización de los pagos adeudados por la administración en concepto de certificados de obra y de redeterminación de precios del saldo del contrato”, que “generaron la alteración del ritmo de obra coherente con la alteración de los flujos de fondos previstos en el contrato (…) necesarios para realizar inversiones, anticipos, acopios y fabricaciones especiales, críticas para dar inicio a otras tareas”.

El Tribunal Superior, en el acuerdo de la semana pasada, aprobó el nuevo plan de trabajos que fija el 30 de abril de 2012 como fecha de entrega de la obra “terminada y en condiciones de funcionamiento”.

También aprobó una nueva addenda, la tercera desde que se firmó el contrato original el 13 de noviembre de 2007, en cuyo punto 2 la empresa

renuncia expresamente a reclamar intereses, compensaciones, indemnizaciones y en general todo tipo de resarcimiento económico derivado o como consecuencia u origen en las modificaciones contractuales contempladas en el presente acuerdo, incluida la ampliación al plazo contractual”.

Se incumplirá así con lo que prometió el gobernador Jorge Sapag al inaugurar las sesiones legislativas 2010, cuando aseguró que este año la obra sería inaugurada.

(La imagen de la obra no es actual).

Share

Anuncios
  1. Juanca
    28 febrero 2011 10:35 en 10:35

    La suntuosa ciudad judicial me hace acordar a yacireta. Tardaròn 37 años para lograr una habilitaciòn parcial. En un paìs donde se manotea los fondos de los jubilados para pagar caprichos del Estado o gastos corrientes, donde los ancianos y niños se mueren de desnutricòn y enfermedades evitables, donde la pobreza superò todos los indices imaginables en una provincia como neuquèn sin actividad productiva salvo la sustraccion del gas y petroleo por empresas privadas – no obstante la prohibiciòn constitucional – , sin empleo legìtimo sòlo obsequio y creaciòn de cargos absurdos para amigos de polìticos, sindicalistas, Colegios y Asociaciones varias, sin justicia para el hombre comùn, sin salud, sin educaciòn, con adolescentes que ya hasta caminan desgarbados pues no tienen cuerpo que los sostengan, sin justicia para el hombre comùn maltratado en tribnunales, con funcionarios sin verguenza haciendo uso indebido de espacios pùblicos, sin viviendas dignas que fueron reemplazadas por tomas que se multipican en las zonas marginales de lo que queda de las ciudades, la ciudad judicial es un desatino obstinado y que se va a seguir hasta el final (año 2020 aproximadamente), porque el Estado no quiebra, no hay riesgos para sus mentores y los bolsillos de los contribuyente tendràn que aguantar sin chistar.
    En fìn serà tan inutil cuando la culminen como lo es el majestuoso edificio legislativo. Torres inmaculadas en la soledad del desierto.

  1. No trackbacks yet.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: