Inicio > Uncategorized > Candidatos al Tribunal Superior: la opinión ciudadana vs. “la ecuación”

Candidatos al Tribunal Superior: la opinión ciudadana vs. “la ecuación”

Todo indica que la actual Legislatura tendrá a su cargo votar las designaciones de Evaldo Moya y de Ricardo Cancela como vocal del Tribunal Superior de Justicia y defensor respectivamente. Será el cuarto vocal que aprobarán estos diputados, días antes de que se les venza el mandato.

Como se sabe, existe un decreto llamado de autolimitación que otorga un plazo para que la ciudadanía se exprese sobre los candidatos (con los muy pocos datos disponibles sobre ellos, pero eso será tema de otro post más adelante).

Ahora bien, ¿existe alguna relación entre los apoyos u objeciones que reciben los candidatos y el comportamiento de los diputados?

Con los resultados a la vista, la respuesta es no. Lo que sí parece ejercer primacía es “la ecuación”, término acuñado por el gobernador Jorge Sapag para referirse a los acuerdos políticos que le permiten obtener los dos tercios de los votos que el postulado necesita para sortear la aprobación legislativa.

De un viejo post saqué los siguientes datos.

Guillermo Labate fue el primero de los candidatos al Tribunal en pasar por el tamiz del decreto de “autolimitación”. Cosechó diez apoyos y tres censuras. Ningún otro de los candidatos que siguieron en carrera debió enfrentar más cuestionamientos.

Sin embargo en la Legislatura recibió 29 votos a favor y 6 en contra. Fue el que más adhesiones y menos rechazos obtuvo.

Los que votaron en contra fueron mayoría de peronistas (Luis Sagaseta, Amalia Jara, Miguel Guidali, Ariel Kogan), junto con Paula Sánchez y Soledad Martínez de Alternativa Neuquina.

Casi en simultáneo con la postulación de Labate se conoció la de Marcelo Benavides, quien debido a las 8 impugnaciones en su contra decidió bajarse.

Surgió en su reemplazo la candidatura de Graciela Martínez. Hubo dos impugnaciones a su postulación y en la Legislatura obtuvo 24 votos a favor, 9 en contra. Dos diputados estuvieron ausentes.

Fue la que registró menos votos a favor y más en contra. Entre quienes no la votaron hay mayoría de radicales: Juan Oltolina, Yenny Fonfach; Marcelo Inaudi; Gastón Contardi; José Luis Sáez y Cecilia Bianchi. También Ariel Kogan, Paula Sánchez y Rodolfo Canini (UNE).

El siguiente candidato fue Oscar Massei, cuya postulación fue la única que no recibió objeciones. Sin embargo no obtuvo récord de votos positivos en la Legislatura: fueron 28, uno menos que Labate, y siete en contra (todos radicales), uno más que Labate.

En conclusión: el MPN y sus aliados votaron siempre los candidatos del gobierno.

La oposición fue errática.

Los radicales acompañaron al principio pero después se cruzaron de vereda, y el peronismo hizo exactamente lo contrario.

Los votos en contra de la UCR comenzaron a producirse después de la caída de Benavides, y los votos peronistas a favor se consolidaron con la postulación de Massei.

Alternativa Neuquina y UNE votaron, a veces en contra, a veces a favor, explicando los casos puntuales.

En consecuencia, es evidente que algunos diputados no tuvieron en cuenta ni la cantidad ni la calidad de las impugnaciones o de los apoyos a la hora de decidir su voto.

Es la famosa ecuación.

Share

Anuncios
  1. interior:opina
    18 noviembre 2011 17:47 en 17:47

    que podemos esperar de los legisladores….moya y cancela no deben llegar al TSJ

  1. No trackbacks yet.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: